All the shine de la artista residente en Londres Sandra Jawad. Es el retrato de una chica en blanco y negro al que se ha añadido color con formas geométricas, lo que le da un aire psicodélico.