El aclamado y exitoso interiorista Lorenzo Castillo ha vestido -una temporada más- una mesa de lo más festiva, pero con un toque campestre, con la nueva vajilla Casa de Alba, cristalería Bicos y piezas decorativas de Vista Alegre.

En su casa como escenario, y con jarrones y muchas flores -frescas y secas- el genio de la decoración ha presentado su propuesta de Navidad para que todo aquel amante de la decoración y de las mesas bonitas pueda recrearla en su casa y triunfar estas navidades.

mesa navideña por Lorenzo Castillo

La vajilla utilizada ha sido Casa de Alba, una de las últimas novedades de la firma portuguesa y de las más exclusivas y elegantes. Con la calidad y prestigio de ambas insignias, el diseño de esta vajilla mezcla tradición y vanguardia, y sobre un fondo verde esponjeado, la grisalla da nueva vida a animales de campo, cuyos dibujos pertenecen a los archivos de Vista Alegre.

Vajilla de Vista Alegre en color verde platos y taza

Las piezas están pintadas a mano en tonos verdes y con los filos en oro y los estampados, de motivos de caza, animales de campo, como el jabalí, el ciervo o el faisán

Lorenzo Castillo confiesa que «la delicadeza de la vajilla Casa de Alba, con su decoración de animales en grisalla, me ha llevado a montar una mesa de fiesta con una paleta de colores muy suave y relajada.

He querido darle todo el protagonismo al maravilloso fondo verde pastel que tiene la vajilla y que nos condiciona el resto de elementos. El verde es un color frío y por ello la mesa necesita de un color cálido que le aporte equilibrio; el rosa.

Localicé en mi armario unos manteles individuales de color rosa palo, muy francés, que mezclados con el verde lo potencian y resaltan”.

Mesa con mantel individual rosa y vajilla color verde de Vista Alegre

La cristalería que ha escogido Castillo son las copas, en vidrio, Bicos, un clásico de la firma que siempre triunfa en las mesas. En este caso, en color ámbar, que acompaña a la perfección con el verde esponjeado de la vajilla, resaltando la temática campestre, con este color, que recuerda a las hojas secas del otoño.

En cuanto a la cubertería, la escogida es Prism. Elegante y sencilla, dejando que la nota de color la tengan otros elementos, siendo los cubiertos una pieza atemporal y clásica, que encaja con todo tipo de mesas. Esta cubertería destaca por el detalle geométrico del mango, que lo hace original, a la par que moderno y sofisticado.

Las piezas decorativas, que pusieron la nota final a la mesa, destacaron por su común denominador: la naturaleza. Tanto jarrones y floreros como árboles de Navidad de vidrio en los que meter una vela. Una oda a la fiestas navideñas más naturales y silvestres.  

La jarra Gryphus muestra, en una recreación estilizada y dinámica, al monstruo de la antigüedad prehelénica con cuerpo de león y cabeza de águila. Pese a ser una jarra, es también perfecta para añadir flores y plantas y darle un enfoque de lo más silvestre.

Jarra con motivo de animal

Otro elemento, que forma parte de la mesa, son los árboles de Navidad en vidrio, de la nueva colección Pine Tree. Pequeñas piezas, en forma de árbol, en las que meter una pequeña vela o led, para iluminar de forma tenue el espacio. Son perfectos para poner a modo de centro de mesa.

decoración navideña con árbol de navidad para la mesa

La tercera pieza también tiene que ver con las plantas y la naturaleza. Son los floreros Cochinchina, de la colección Duality, que adornan las estanterías. Esta colección retrata la dialéctica entre razón y emoción, control y explosión, sobriedad y exceso.

florero conchinchina de Vista Alegre

Castillo declara que “para subir un poco el nivel de brillo y colorido opté por una cristalería de color intenso, una especie de ámbar u oro viejo, que me diera la paleta final de colores para los arreglos de florales. Le pedí por tanto a David, de Floreale, que me trajera flores en tonos rosas, marfil, ocres y también algún toque de azul inesperado, que rompiera el posible exceso de coordinación.

Como inesperado supongo que resultará el hecho de que no sólo usara jarrones para las flores, sino también dos altas jarras de Biscuit, con unos llamativos grifos –criaturas aladas– a modo de asas. Son unos arreglos con un estudiado desorden, muy al estilo inglés, que es el estilo que también me transmite la decoración de la vajilla. Es ese estilo de campo inglés sofisticado, con el punto justo de dejadez y de rígida etiqueta victoriana.»

decoración navideña en una mesa con Vista Alegre

Sigue los consejos de Lorenzo Castillo y crea una mesa festiva con toques navideños silvestres y triunfa en estas fiestas gracias al genio del interiorismo y las piezas de Vista Alegre.