El Lissitzky, el creador del constructivismo

Elizar Morduchivitch Lissitzky, mas conocido como El Lissitzky, fue uno de los pioneros del constructivismo y el arte vanguardista que se dio en Europa durante los primeros años del siglo XX. Destacó como arquitecto y pintor, y su obra tuvo grandes influencias en todo el arte y el diseño que ha llegado después. Hoy repasamos su vida y obra.

retrato Lissitzky

Nació el 23 de noviembre de 1890 en Pochinok, Rusia. Sus dos padres eran judíos (su madre, sobre todo, era muy ortodoxa), lo que a la larga influyó en su forma de ser y su arte, dada la difícil época en que vivieron durante aquellos años.

Ya desde pequeño demostró talento en el dibujo. En 1909 viajó a Alemania para estudiar arquitectura, pero fue rechazado por la Academia de Artes de Petersburgo debido a motivos religiosos: las plazas para judíos eran limitadas. Tras el comienzo de la Primera Guerra Mundial, en 1914, vuelve a Rusia, donde sí que consigue estudiar y al año siguiente recibe el título de arquitecto en Moscú.

En esos años viajó por Europa, estudiando la arquitectura de Francia e Italia, aprendiendo por sí mismo y realizando sus propios bocetos a mano. Tras la guerra, sus viajes a Alemania también fueron frecuentes y, extrañamente, no tuvo problemas con el creciente nazismo y el antisemitismo que comenzaba a reinar. De hecho, fue capaz de incluir varios elementos judaicos en sus obras que a otros artistas no se les fue permitido. Durante esta época vivía tanto en Rusia como Alemania y Suiza, y sus habilidades se extendieron hasta las de fotógrafo, pintor, tipógrafo o ilustrador de libros, destacando en cada una de ellas.

Su primera visita a Alemania tras el fracaso de la primera vez, al intentar entrar en la Academia de Artes , fue en 1921, esta vez como figura destacada del arte vanguardista, muy integrado en el periodo de revolución que sufría tanto Rusia como Alemania. Gran parte de esto se debe a los Proun, su obra característica. Estos eran diseños geométricos de carácter arquitectónico pero imposibles de construir al romper las leyes de la perspectiva.

Proun

proun 3

Proun

Proun

Se le considera una de las influencias rusas más importantes en Alemania: en Berlín se rodeó de la cumbre de los círculos artísticos de la ciudad y su obra tuvo mucho peso en la Novembergruppe, un grupo alemán expresionista que perduró hasta el ascenso del nazismo. Fue pionero en el constructivismo, corriente artística que en Rusia fue tremendamente importante tras la Revolución de Octubre.

La actividad política del artista en esta época fue realmente alta. Participó en varios debates en cafés y, en 1922, junto a Ehrenburg, lanzaron la revista política “Vetsch’. Gegenstand. Object.”, con artículos en francés, alemán y ruso. Dicha revista sirvió también para que la comunidad rusa en Alemania supiera lo que iba pasando en su país natal, ya que las tensiones entre ambos países comenzaban a aflorar y mucha información era bloqueada para evitar influencias revolucionarias.  En este sentido, la libertad de la que Lissitzky gozaba residía en que, a pesar de estar interesado en política, el arte era lo que realmente le motivaba, dejando el discurso político para ámbitos muy reducidos y tomando posturas neutrales, y no tan anti-alemanas como algunos de sus colegas hacían.

Lissitzky ilustración constructivista ilustración libro Lissitzky Lissitzky ilustración libro

Al año siguiente, del Congreso de Artistas de Dusseldorf, al que Lissitzky acude, nace la revista G, que lanza junto a Van Doesburg, Mies van der Rohe y Richter. Esta vez se centraba en el arte por completo y abandonaba los carices políticos y propagandísticos que pudiera haber tenido antes, con lo que se le había acusado en el pasado. Esto le acarreó críticas de los constructivistas rusos, que sí estaban involucrados en la revolución. A pesar de ello, su objetivo fue el de hacer un arte más allá de las diferencias políticas.

En 1923 conoce a la que será su mujer, Sophie Küppers, durante un viaje a Hannover. Ella llevaba la galería Kestner-Gesellschaft y quedó impresionada por la obra del artista, a medio camino entre el dadaísmo y el expresionismo. Debido a esto, Lissitzky expone aquí diversas litografías unos meses más tarde que se vendieron de inmediato.

Tras este primer encuentro, el artista contrajo tuberculosis, por lo que viajó a Zurich para recibir tratamiento. Allí, se quedó en casa de unos conocidos mientras recibía su cura. Desde ahí fue a Locarno, donde trabajó para la revista Pelikan diseñando sus anuncios con el único objetivo de pagarse el caro tratamiento.

Tras dos años de enfermedad, en 1925, ya recuperado, viajó de vuelta a Rusia, a Moscú. Con su trabajo por Europa ,y recientemente para la Pelikan había ganado fama, por lo que comenzó a trabajar para el Estado. Era una época dura para Rusia, en la que la población pasó hambre y el país en general sufría mucho económicamente, por lo que el dinero destinado a arte y cultura era muy reducido. A pesar de que la obra de Lissitzsky había tratado de alejarse de la política, ahora entraba de lleno en ella.

Cartel Lissitzky tanques

cartel Lissitzky

Cartel Lissitzky

cartel constructivista Lissitzky

Su experiencia en cartelería sirvió para los trabajos artísticos que le iban ordenando, y que a día de hoy forman parte de los carteles que todos conocemos. Con el tiempo, por el menor presupuesto dedicado a cultura, ya comentado, su labor se tornó en la de arquitecto y profesor, campos a los que se dedicó durante el resto de sus días.

Ya en plena revolución, con el plan quinquenal, Lissitzky cobra su mayor importancia por el cambio de la política rusa, que ahora buscaba competir con el resto del mundo y alzarse como potencia. Para hacerlo necesitaron influenciar a la población con un sentimiento de orgullo por su país en el que la cartelería fue tremendamente importante.

Desde este momento, destaca su labor como arquitecto. Llegó a ser el diseñador oficial de los pabellones del Gobierno, y diseñó, entre otros, la Exposición Internacional de Arte de Dresde o el pabellón de la URSS para la Feria Mundial de Nueva York de 1939.

arquitectura constructivista Lissitzky

edificio Lissitzky

rascacielos Lissitzky

A la vez que esto, también continuó con su obra en medios impresos para libros y periódicos, que fue lo que le hizo un artista reconocido por ser pionero en los fotomontajes, algo para lo que era realmente bueno.

Ya hacia el final de su vida se integró más en la política estatal, con la que siempre había estado relacionado pero no realmente implicado. Deja de lado su labor arquitectónica y se centra en la propaganda, a la que ya se había dedicado tiempo atrás. Finalmente, en 1941 vuelve a enfermar de tuberculosis hasta que el 30 de diciembre de ese mismo año acaba muriendo en Moscú.

 

Imágenes: wikipaintings, paintingdb, muzikalia, flickr, wikipedia, compostimes, constructivis.blogspot, wolfsonianfiulibrary.

Valora Este Artículo

El Lissitzky, el creador del constructivismo
4 (80%) 1 vote